Betagarri

A+ A A-

Betagarri, toda una vida

23/10/2012 | Betagarri.

Betagarri decidió comenzar a hacer ruido el año en el que 74 miembros de la secta de los davidianos, liderada por David Koresh, fallecieron en Waco (Texas), el mismo año en que Bolivia consiguió su clasificación para el Mundial de Fútbol que iba a celebrarse en Estados Unidos.

El 6 de octubre de 1993 Michael Jordan anunció su retirada de las canchas. Aproximadamente por esas mismas fechas, Aitor, Gonzalo, Txakal, Miguel e Iñaki, a la sazón Betagarri, se reúnen por primera vez para ensayar, con su nueva y flamante sección de vientos, Unai y David.

(cc) Betagarri 2002

(cc) Betagarri 2002

Entre Enero de 1994, cuando el Ejército Zapatista se levantó en armas, y abril, en que Kurt Cobain se suicidó, Mikel y su trombón se unieron a nosotros y grabamos, en Lorentzo Records, en Berriz, nuestra primera maqueta: L. Sí, era una cinta de cassette y se vendía en los bares por 500 pesetas. Junto a nuestra maqueta también se editaron algunas cosas como el “Monster” de R.E.M. o “Casa Babylon” de Mano Negra. Michael Jordan comienza su carrera como jugador de béisbol.

En 1995 nuestra vida continuó sin más sobresaltos que los que da tener unos veinte años y andar de escenario en escenario. Desapareció Galerías Preciados, acabó la guerra de los Balcanes, se murió Lola Flores y el metro llegó a Bilbao.  En marzo, Jordan volvía a los Bulls.

Pese al éxito cosechado por nuestra cinta, aún tardaríamos unos añitos en poder publicar un disco. Sería de la mano de Mil A Gritos Records, sello creado por nuestros paisanos Soziedad Alkohólika. El primer disco, en un alarde de originalidad, se llamó Betagarri. La producción de este disco fue la excusa para la entrada en el grupo de Triku, que jamás se fue. Lo grabamos en Lorentzo Records, con Josu Monge. Tuvimos que competir con Prodigy y su “The Fat Of The Land”, Radiohead con “OK Computer” o Blur, que también sacaron disco ese año. En París, la princesa Diana moría en accidente de tráfico y en Bilbao se inauguraba, en medio de una fuerte polémica, el museo Guggenheim. Corría el año 1997.

(cc) Betagarri 2004

(cc) Betagarri 2004

Si el primero tardó en llegar, parece ser que le cogimos el gustillo, y en 1998 grabamos nuestro segundo disco, Arren Erro Zaharra. Lo hicimos en Azkarate, con Jonan Ordorika y Angel Katarain. La batería la grabó Hasier Oleaga, que hizo de puente entre Miguel, nuestro primer batería, e Iker. Pusimos en serios aprietos a Manu Chao, que comenzaba su carrera en solitario con un disco llamado “Clandestino” y que aquel verano se dejó oír. Aunque nos dejó Frank Sinatra, en Euskal Herria se vivían tiempos de ilusión, con el Pacto de Lizarra-Garazi.

A principios de 1999 Michael Jordan anunciaba su segunda retirada, en abril conocimos dónde estaba el tranquilo pueblo de Columbine, y a finales de ese mismo año llegó uno de los discos más importantes en nuestra carrera: 80/00. Veinte versiones de canciones de la historia de la música en Euskal Herria. Lo hicimos con Esan Ozenki y ha sido nuestro disco más vendido, era la época en la que se vendían discos. Alguno vendería también Wilco, de su “Summerteeth“, y en nuestra furgoneta sonaban los Red Hot Chili Peppers con “Californication”.

Como la grabación de los veinte temas debió de parecernos poco, el año siguiente, tal vez para celebrar el hecho de haber salido sanos y salvos de la hecatombe mundial que se vaticinaba por el famoso “Efecto 2000”, que iba a inutilizar todos los ordenadores del planeta, y nos iba a hacer vivir una época postapocalíptica, salió a la calle Freaky Festa, también con Esan Ozenki Records. Este disco, a su vez, trajo un hijo pequeño, llamado Remix, en el que nos atrevimos a remezclar seis temas e incluimos una canción realizada para celebrar el décimo aniversario del sindicato estudiantil Ikasle Abertzaleak. El viejo y supersónico Concorde se estrellaba cerca de París, Carlos Santana se reinventaba y, tal vez debido a la originalidad de sus solos, conseguía ocho Grammys. El niño Elian se convertía en icono de la revolución cubana, y, sí amigos, Gran Hermano aterrizaba en nuestras casas. Por cierto, el 25 de septiembre de 2000, Jordan volvía a jugar en la NBA con los Washington Wizards.

(cc) Betagarri 2005

(cc) Betagarri 2005

2001 se puede resumir como el año en que cayeron las torres de Manhattan y el mundo cambió, pero también fue el año en que tras años de lucha insumisa, el servicio militar dejó de ser obligatorio. En 2002, murió el gran Joe Strummer, y nosotros, ya con billetes de euro en los bolsillos, salimos por primera vez de gira europea. A Suiza, con lo que también tuvimos que ir al banco a cambiar moneda. En marzo de 2003 comenzó la invasión de Irak, en abril, Jordan, volvía a retirarse del baloncesto, y nosotros publicamos Arnasa Hartu, también con Metak. Fue grabado en el estudio Garate de Andoain, con Kaki Arkarazo. Le cogimos el gustillo a salir por Europa, y ese año visitamos Italia, Suiza, Alemania y Dinamarca. Pero lo mejor fue nuestro primer viaje a… ¡Japón! Ni más ni menos. Tal y como nos prometió, Terminator volvió, esta vez para convertirse en gobernador de California. Madre mía.

En 2004 grabamos varios directos, que quedaron plasmados en el disco Zuzenena, junto a un DVD con el concierto de La Mirona, en Salt (Girona) y un documental que retrataba al grupo, titulado “Betagarri ispiluan” (Betagarri en el espejo). Fue el año en que Aitor Agirre sustituyó a Gonzalo y su mítica “Rafaela”, una Fender Telecaster color vainilla. En noviembre, vuelta a Japón, que mola que te cagas. En el Hatortxu Rock de ese año, cantaron con nosotros unos cuantos amigos, y todo ello quedó plasmado en un fabuloso DVD. En marzo de ese año, aunque nadie lo supo entonces, había nacido un monstruo que llegaría a dominar nuestras vidas: Facebook.

(cc) Betagarri 2006

(cc) Betagarri 2006

En 2005 supimos lo que es un camarlengo, porque se murió el Papa Juan Pablo II, además, el 28 de julio, el IRA anunciaba el cese de la lucha armada. Para nuestra sorpresa, la discográfica alemana Jaro publicó en Alemania, Austria y los Países Bajos, un recopilatorio de Betagarri, llamado Basque Fire. En diciembre, cruzamos el charco por primera vez, y nos fuimos con los Berri Txarrak a San Francisco y Los Angeles, en California, y a Boise, en Idaho, donde reside la comunidad vasca más grande de EEUU. En 2006 colgaban a Saddam Hussein en Youtube.

Entre furgonetas y aviones, en 2006 publicamos Hamaika Gara, esta vez con Oihuka/Elkar, y que fue grabado por Jean Phocas en el estudio de Elkar. Nos dejaba "Txakal", vamos, que dejaba el grupo, y entraba Iosu, que empezó grabando los bajos de este disco. En julio, un juzgado de Illinois, determinó que Jordan no debía pagar a una antigua amante, 5 millones de dólares.

En 2007, detuvieron al expropiador de bancos conocido como “El Solitario”, y nosotros, viste loco, nos fuimos para Argentina, a ponernos doblados de Kilmes, y a tocar en Rosario y Buenos Aires. En diciembre, en un multitudinario concierto en el Arenal de Bilbao, después del partido que enfrentó a las selecciones vasca y catalana, y que acabó con empate a uno, Aitor se despidió del grupo, y pasamos a tener un único guitarrista. Aitor se iba, y nos dejó "El Fary", grande, pero llegaban el iPhone y Mad Men…

2008, mientras Fidel Castro renunciaba a su cargo de presidente de Cuba, y Kosovo se independizaba de Serbia, lo pasamos tocando aquí y allá, y claro está, preparando canciones nuevas, que verían la luz en 2009 bajo el título de Bizitzari Txistuka, de nuevo con Elkar y grabado en Azkarate con Angel Katarain y en nuestro "estudiete", que quedó oficialmente bautizado como EGB (Estudio General Básico). También andaba preparando gira Michael Jackson, pero no llegó a realizarla, pues murió en junio.

(cc) Betagarri 2009

(cc) Betagarri 2009

Y así, casi sin darnos cuenta hemos llegado a lo que podríamos llamar la actualidad de Betagarri, o lo que es lo mismo, los últimos dos años, que para nosotros han significado, además de dar conciertos, la preparación de nuestro nuevo disco, Zorion Argiak, 23 nuevas canciones y un montón de amigos. Y así, casi sin darnos cuenta, se murió Amy Winehouse, vimos cómo un tsunami destrozaba Fukushima, no vimos cómo el tsunami de la crisis nos arrollaba, ETA anunciaba el cese definitivo de la lucha armada…

Michael Jordan actualmente reside en Highland Park, Illinois, y sus dos hijos varones asisten a Loyola Academy, un instituto privado católico de Wilmette, Illinois, donde además empiezan a despuntar jugando a baloncesto.

 

Compartir en DeliciousCompartir en DiggCompartir en FacebookCompartir en Google BookmarksCompartir en StumbleuponCompartir en TechnoratiCompartir en TwitterCompartir en LinkedIn
Valora este artículo
(22 votos)
Noé Galarza (cc) Creative Commons 3.0